La microbiota está compuesta por alrededor de 160 especies de microorganismos, que se asocian a tejidos sanos y posee 100 veces más genes que tu cuerpo; algunos de ellos son heredados y también pueden modificarse a través de la dieta, prebióticos, probióticos y antibióticos. Ante su ausencia o desequilibrio tu salud puede verse afectada, según información del artículo The gut microbiota and host health, publicado en BMJ Journals.

Entre sus vitales funciones destacan:

  • Evita que se produzcan invasiones de microorganismos patógenos, actúa como un escudo frente a virus, bacterias que suelen causar enfermedades.
  • Es capaz de producir compuestos antimicrobianos, denominados proteínas bactericidas para que no se genere una profusión de “microorganismo malos” que provoquen infecciones.
  • Gracias a su conexión intestino-cerebro, tiene un papel regulador en la ansiedad, el estado ánimo, la cognición y el dolor.

Como te habrás dado cuenta es eficiente para estimular el sistema inmune, ya que el 70% se encuentra en los intestinos. Genera estrategias de defensa para inhibir procesos inflamatorios, reducir los efectos perjudiciales del estrés oxidativo, minimizar las probabilidades de padecer enfermedades autoinmunes y alergias.

Existen ciertas estrategias para optimizar su funcionamiento como: regular los niveles de estrés, dormir bien asegurando un buen descanso, realizar actividades físicas o recreativas regularmente y sobre todo cuidar lo que comes, procurando una alimentación variada y equilibrada.

Aliados de la microbiota

Incluir probióticos, cuidará tu microbiota que incrementará la eficiencia del sistema digestivo y elevará las defensas. Una excelente opción es la línea Activia ®, que ofrece diferentes productos para fortalecerlos.

  • Apuesta por Activia® Defense®, con miles de millones de probióticos que además incluye vitamina C y Zinc. Lo encontrarás en 4 sabores diferentes, sin azúcar añadida, deslactosados y con menos de 50 kcal por envase (100g).Ideal para un snack saludable.
  • Activia® Natural sin azúcar, tiene únicamente dos ingredientes: leche y miles de millones de probióticos. Sin azúcar añadida, sin endulzantes y deslactosado. Posee solo 70 kcal por cada 100 gramos. Es una excelente opción para incluir en tu desayuno.

Prepara unas ricas croquetas platillo creado por el chef Ismael Zhu, ganador de la segunda temporada de Master Chef México y que además de ser rico cuidará tu microbiota intestinal con la asistencia de Activia®.

Croquetas de papa con dip de aguacate

Para 2 porciones.

Necesitas:

  • 2 papas grandes
  • 15 g de mantequilla
  • 50 g de perejil
  • 50 g de harina
  • 2 huevos
  • 1 caja de Panko
  • 1-2 aguacates maduros
  • 2 limones eureka (amarillos)
  • 20 g de albahaca
  • 150 ml de yogurt Activia Natural sin Azúcar
  • 1 aceite vegetal

Prepáralo así:

  1. Hierve las papas hasta que estén suaves.
  2. Retira del agua y aplasta para formar un puré.
  3. Añade 15 g de mantequilla, agregamos perejil picado y salpimenta.
  4. Forma bolitas con el puré y empanizamos con harina, huevo y Panko.
  5. Fríe a 180 grados hasta que estén doradas.

Para el dip:

  1. Licua el aguacate maduro con el yogurt Activia Natural sin Azúcar, hasta lograr una consistencia cremosa.
  2. Agrega la ralladura de limón, un toque de jugo de limón y mezcla.
  3. Incorpora la albahaca picada y combina con las croquetas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *