En ocasiones el estrés se funde con nosotras y difícil dejarlo de lado, sacarlo de nuestras actividades cotidianas. Sin embargo, sería importante trabajar en ello, pues algunas molestias que ocasiona podrían desaparecer como el insomnio, la irritabilidad, el cansancio, falta de concentración. También es importante hacerlo a un lado, pues el estrés crónico puede ocasionar problemas de presión alta, entre otros.

Imagínate al día tenemos 80,000 pensamientos, la mayoría negativos e incluso sólo rumeamos el pasado. A pesar de que las situaciones ya las atravesaste, les brindas el poder de seguir vivas y lo peor es que te afectan.

Apuesta por el mindfulness

No se trata de esconderte, de ese enemigo, más bien se trata de aprender a sortearlo, lo que incluso te permitirá disfrutar de la vida. Tu aliado puede ser el minfulness, una herramienta que tiene múltiples habilidades para brindarte una vida plena, como las siguientes:

  • Te permite concentrarte, pues vives en el aquí el ahora. El pasado desaparece igual que los nubarrones y te permites observar nuevamente brillar el sol.
  • Vives cada minuto, observas lo que ocurre a tu alrededor.
  • Aprendes a aceptar a los demás sin emitir juicios e incluso logras ser más permisiva contigo y dejar de lado la obsesión de la perfección.
  • Te volverás a dar cuenta de los valiosos obsequios que la vida te da. Que en ocasiones están enfrente de ti y no los valoras.
  • Lograrás aplacar ese caos mental que generas con tus pensamientos, que incluso pueden levantar vallas tan sólo en tu cabeza, pero que tienen la fuerza de limitarte y no te permiten avanzar.

Estudios han demostrado que tras ocho semanas de meditar, al menos 10 o 20 minutos diarios se produce un aumento del grosor de la corteza cerebral prefrontal. La actividad de la amígdala se reduce y como resultado estarás en control de tus habilidades. Además de que te valoras más, ya que cambia tu perspectiva.

Así que no lo pienses más, medita al despertar o antes de acostarte y notarás como tú día a día se transforma y aparece el horizonte del optimismo en tu vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *